la valla

La Valla de lugar a dudas es una marquesina de 5×2 metros instalada en la terraza de la casa de la residencia, la cual se comunica visualmente con la Avenida Octava, una calle con muchísimo tráfico vehicular que conecta el norte con el oeste de la ciudad.

Este proyecto se manifestó con la intención de comunicar ideas que tuviesen la posibilidad de irrumpir en la cotidianidad con la misma velocidad que los anuncios publicitarios a través de textos cortos. Una forma de ampliar la el diálogo entre lo que sucede en el interior del edificio y el afuera; una plataforma de pensamiento procesual que quizás sirva como extensión o anuncie conclusiones parciales que surgen en los procesos artísticos.

archivo

Nicolás Vizcaíno

2021

Ericka Florez

2021

Eublin Grueso

2020

Óscar Muñoz

2020

Jenny Holzer

2020

Daniel Jablonski

2019