oculturas

2018

la cultura ha fallado, solo nos quedan oculturas. en singular, el término señala un campo fértil de fusiones entre prácticas culturales y exploraciones disímiles de lo oculto y del ocultarse como posibilidades de ser. una ocultura es un ecosistema cobijado por la sombra que favorece el surgimiento de formas de vida no viables bajo la luz directa del sol.

considerando que los espacios sociales para la práctica cultural han sido incorporados a la producción de espectáculos, definidos, según Debord, por la certeza de que “lo que aparece es bueno y lo que es bueno aparece”, cabe preguntarse hoy por esos espacios de cobijo y secreto en los que vida, acción y práctica pueden aún fundarse e instituirse en operaciones que enturbian y deshacen las dinámicas del realismo capitalista.

 

esta segunda versión, entre el 18 de junio y el 28 de julio, 2018,
acogió participantes, conferencistas y tutores locales e internacionales, en un entorno
propicio para la vida, la interacción y el mutuo aprendizaje.
Las sesiones de 2018 se articulan en torno al título Oculturas. En singular, el término señala un
campo fértil de fusiones entre prácticas culturales y exploraciones disímiles de lo oculto y del
ocultarse como posibilidades de ser. Una ocultura es un ecosistema cobijado por la sombra que
favorece el surgimiento de formas de vida no viables bajo la luz directa del sol. Considerando
que los espacios sociales para la práctica cultural han sido incorporados a la producción de
espectáculos, definidos, según Debord, por la certeza de que “lo que aparece es bueno y lo
que es bueno aparece”, cabe preguntarse hoy por esos espacios de cobijo y secreto en los que
vida, acción y práctica pueden aún fundarse e instituirse en operaciones que enturbian y
deshacen las dinámicas del realismo capitalista.

ponentes